Hace una década ser un friki de los videojuegos era algo que se llevaba por dentro, ya sea por vergüenza o porque te considerasen un bicho raro y, sin embargo, ya se vaticinaba el reinado de una industria que no había mostrado todo su potencial. ¡Voilá! Ese momento ha llegado y no solo el sector del videojuego ha madurado, sino que los jugadores muestran con orgullo su afición bajo la denominación de gamers. Y eso no es todo, algunos lo han convertido en su profesión gracias a las redes sociales, pero sobre todo, por la aparición de los eSports. Con un crecimiento tan rápido y tanta expectación la alianza entre eSports y marketing era solo cuestión de tiempo.

Un sector que mueve cifras de vértigo

Si no estás familiarizado con los eSports es importante saber que es el nombre con el que popularmente se conocen a las competiciones de videojuegos. ¡Ojo! Que aunque su nombre pueda llevar a confusiones, no se dividen en deportes sino en títulos de juegos como League of Legends (LOL), Clash Royale o FIFA. Más allá de esta breve introducción te podrás hacer una idea más amplia de su magnitud sabiendo que solo el año pasado facturaron 209 millones de dólares en Europa y para 2020 podrían alcanzar los 2.400 millones en todo el mundo.

Semejantes cifras dejan a cualquiera helado, pero quedarse quieto en este momento es lo último que debes hacer, la oportunidad para invertir en eSports es ahora. ¿Más pruebas? En España existen alrededor de 100 jugadores profesionales y sus hazañas atrajeron el año pasado una audiencia de 4 millones de espectadores que no hace más que crecer. Reconozcámoslo, ha dejado de ser el espectáculo del futuro para asentarse en el presente.

eSports y marketing: una fiesta a la que no debes faltar

Teniendo en cuenta que las perspectivas de crecimiento de los eSports son elevadas a corto-medio plazo, ser de los primeros en llegar puede convertirnos en aventajados cuando este mercado esté más maduro. Y te preguntarás, ¿de que maneras están metiendo la cabeza las marcas? Puede que te suene de posts anteriores el patrocinio de eventos. Sí, parece evidente pero hay muchas maneras de afrontarlo. Las marcas más grandes optan por darle nombre a las ligas de videojuegos como es el caso de la Superliga Orange (LOL, Clash Royale, Call of Duty, CS:GO) o McDonald’s y la Virtual LaLiga eSports de FIFA.

Hay quien se centra en patrocinar en “menor escala” y pasa a darle nombre a un equipo. Es el caso de la ASUS ROG Army que arropada por la marca pueden permitirse el profesionalizar aún más su participación en las competiciones. Ya, es posible que el gasto siga siendo inasumible para muchas empresas pero esto es solo la punta del iceberg. Por si no lo sabías, normalmente cada equipo tiene su propia Gaming House donde entrenan y conviven los jugadores. Puedes emplazar tu nombre asociándote en uno de los muchos servicios que requieren: alojamiento, desplazamientos a los eventos, nutricionistas, psicólogos o incluso entrenadores personales para no descuidar la parte física. Vamos, un imán para el marketing.

Y eso que no hemos comentado la gran variedad de posibilidades que encontramos en el merchandising como la propia equipación que luce los jugadores. Exacto, esas camisetas donde colocar tu marca a los ojos de los millones de espectadores. Grandes compañías como Adidas ya se encargan incluso de calzar a los participantes con ediciones especiales de sus zapatillas. O el uso de accesorios gaming en promociones como reclamo del público más joven.

Abajo clichés y arriba la creatividad

Un sector en construcción es una hoja en blanco en la que estampar nuestro sello y anticiparnos a la competencia. Ya hay quien ha creado la primera escuela de eSports para aquellos aficionados que quieran dar el salto a la arena. Y lo más importante, hay quienes han derribado barreras presentando equipos femeninos ante la predominancia masculina en los eSports.

Estar alerta también te ayudará a prever cualquier oportunidad. Si Fornite es la última gran revelación el mundo de los videojuegos poco le quedará para tener su propia liga. Crea una estrategia en torno a ello y lánzate a la piscina antes que nadie, eso sí, no lo hagas con los ojos cerrados, analiza y actúa.

El hype que se ha creado alrededor de los eSports es tan alto que arrastra masas y lo mejor de todo, cumple expectativas y bate récords cada año. Desde patrocinadores hasta influencers (si eres uno de ellos no olvides pasar por Influencer HUB), pasando por jugadores profesionales y amateurs, ya están en la órbita de este gran acontecimiento. Aprovecha la buena relación entre eSports y marketing, y no te quedes fuera del gran espectáculo de nuestro tiempo.