Estaba poniéndole el título a este post y, de forma inconsciente, cambiaba «influencia» por «comunicación». Quizá sea un buen punto de partida para el tema que me ocupa hoy: ¿qué piensa un millennial de la influencia en 2019?

La comunicación ha cambiado tanto en los últimos años que poco podíamos imaginar en qué acabaríamos trabajando mientras estábamos en la facultad. Hemos pasado de soñar con estar en la redacción de los medios más tradicionales, a poder trabajar en cualquier lugar del mundo solo con una conexión 4G (próximamente, 5G y marketing en sus pantallas).

Este cambio que nos tocó asumir a los profesionales de este sector, también ha tenido lugar en el mundo de la agencia de marketing y publicidad. Con el tan manido auge de las nuevas tecnologías, mira que suena viejuno esto, las campañas han alcanzado una dimensión transmedia difícil de imaginar hace tan solo unos años.

La publicidad no se queda ahora en esa valla, spot o página en el periódico. Pero tampoco en un banner en una web. La influencia llegó para quedarse, amigos. Pese a las visiones apocalípticas que dicen esto no es la gallina de los huevos de oro, que ya contamos lo que iba a pasar con la burbuja de la influencia.

Marketing de influencers, ¿piedra angular de ventas en 2019?

Si digo que el marketing con influencers se ha convertido en una pieza clave de las ventas en los últimos años, me diréis que soy muy obvia. Y tendré que daros la razón. Tampoco hace falta ser un aguililla para comprender que se trata del lógico trasvase de las campañas con celebrities de todo tipo en la publicidad tradicional. De las revistas del papel couché a Instagram. Todo muy lógico: siempre nos ha gustado eso de asomarnos a la vida de otros.

Esa ventanita con 1000 millones de usuarios nos lo pone muy fácil a aquellos que nos dedicamos a esto del marketing con influencers. ¿O no? Porque, ¿quién no ha contratado un perfil y se ha dado de bruces con los comentarios negativos? Ay, los millennial, mira que tienen alto el nivel de exigencia. No dejan pasar una. Podríamos pensar que no hacen buen tándem con los influencers. Pero nos equivocaríamos. Según un estudio recientemente publicado por la consultora Xeim, los millennial sí comulgan con la influencia, pero no tragan con todo.

Cómo enamorar a un millennial con campañas de influence marketing

Resulta que en la relación entre influencersmillennial es ideal ya que los últimos son lo más parecido a un nativo digital que hay en la actualidad con poder adquisitivo. La tecnología e internet son fundamentales para ellos. Y no van a ningún lado sin su smartphone. Ey, un momento… ¡Son tu target! Por eso conocer qué piensa un millennial de la influencia es fundamental para ti.

Para empezar, te interesa saber que el 61 % de los millennial encuestados reconoce haber tenido en cuenta las recomendaciones de un influencer en sus decisiones de compra, y el 28 % afirma que sucumbió de inmediato al impulso de compra. Buenísimas razones para tenerlos en cuenta, ¿no crees?

El 61 % de los millennial encuestados creen que la autenticidad es la cualidad más importante de un influencer. El 70 % valora que tenga una afinidad natural con la marca que promocionan. Les preocupa que todos ellos tengan valores, como ellos, una generación preocupada por el medio ambiente y el futuro de planeta.

La elección de los perfiles es importantísima en tus campañas. Si te diriges a un millennial, no pierdas la cabeza por una celebrity, el 79 % prefiere el contenido generado por un influencer -micro o medio- porque lo consideran más cercano y valioso.

Una vez que tengas elegidos los influencers de tu campaña revisa sus seguidores: el 37 % está preocupado por su legitimidad y el 28 % apostaría por una limpieza que asegure que no hay fake followers.

Como el 54 % de los consumidores no cree que la etiqueta #ad o #spon les reste credibilidad, haz las cosas bien, y exige que tus colaboradores la pongan.

El estudio también destaca que el marketing de influencers es una estupenda oportunidad para las marcas pequeñas. ¿Trabajas con una? ¡Los millennial son tu nicho!

¿Listo para lanzar tus campañas de influence marketing al estrellato?