La crisis del coronavirus (COVID-19) ha impuesto un nuevo paradigma que afecta a todos los sectores profesionales de nuestro país, pero también a las rutinas más personales de sus trabajadores. El mundo de la comunicación no se detiene, pero avanza con más responsabilidad que nunca.

En este nuevo escenario, las personas que trabajamos en Best compatibilizamos el teletrabajo con la búsqueda de nuevos y antiguos hobbies que completamos y redescubrimos como no lo habíamos hecho en mucho tiempo. Esta son algunas de nuestras experiencias personales durante la crisis sanitaria:

Alaia Arriortua – Redescubrir el piano

Nunca, jamás, en la vida pensé que diría esto: el piano me está salvando del confinamiento. ¿Cómo es posible que algo que me traía tantos quebraderos de cabeza y broncas de mi madre cuando era pequeña se haya convertido en mi talismán para pasar esta cuarentena?

Lo bueno es que es como andar en bicicleta: no se olvida. ¿Lo malo? Descubrir que la elasticidad de mis dedos se perdió cuando cumplí los 18 años, momento en el que abandoné mi hogar de toda la vida y por tanto, el piano. ¡Como sigan alargando el confinamiento lo recupero, seguro!

Alaia Arriortua

Alejandro García

Alejandro García – Recorrerme todos los rincones de Grecia y salir de copas por Los Santos

Ya no hay excusa para no visitar cada una de las islas griegas de Assassin’s Creed Odyssey en busca de aventuras. Y si de pronto me canso de las sandalias, puedo ponerme las deportivas y darme una vuelta por la ciudad de Los Santos en GTA V. Además, ¡tiene versión en línea! Los mundos abiertos de los videojuegos son una buena vía de escape estos días y como en una agencia de viajes: hay donde escoger. ¿Quedan billetes para Hyrule? ¡Me apunto!

Andrea Urrea – Volver al gym sin gym y con mucha imaginación

Primero de marzo y ahí estaba yo, de valiente, apuntándome al gym porque ¡2020 iba a ser el año! Hasta que me tocó sacar la Marie Kondo que llevo dentro, darle la vuelta a la casa y un poco de amor al material deportivo (y no tan deportivo) que tenía por ahí. El gym sin el gym, pero con muchas ganas de superarme. De superarlo. ¿A que no soy la única?

Andrea Urrea

Arancha Abadía

Arancha Abadía – Ver por tercera vez Suits

Creo que después de ver las 9 temporadas tres veces queda claro que mi profesión frustrada es ser abogada. Ahora que las leyes son incomprensibles, ¿qué mejor que un maratón de una serie de abogados que además es un regalo para la vista? Suits, esa serie que nos enseñó a no rendirnos jamás, a afrontar cualquier reto, pero siempre vestidos para matar y nos presentó a la futura duquesa de Sussex.

Esta serie me demostró lo que ya sospechaba, que por desgracia el mundo funciona así. Puedes llevar el mejor y más caro traje que tendrás las puertas abiertas, mientras que teniendo el cerebro más potente te costará el doble llegar a la cima si no demuestras un poder superficial.

Astrid Morales – Organizar las fotos que he hecho en 2019 y actualizar mis portfolios online

Muchas veces me faltan horas para ir un paso más allá y dedicarle el tiempo necesario a mi trabajo personal. Nunca le saco el provecho que se merece. Durante esta cuarentena he decidido estudiar más a fondo las posibilidades que ofrecen los bancos de imágenes para irme metiendo poco a poco en este mundo. Además, también quiero seguir con los cursos online de diseño que he ido dejando a medias. ¡Ya no tengo excusas!

Astrid Morales

Ignasi Vendrell

Ignasi Vendrell – Meditación y limpieza de primavera

Aprovechando que el 21 de marzo fue el equinoccio, es momento de dejar el invierno y prepararse para entrar en la primavera. Para ello he empezado un Vipassana (meditación budista que dura 10 dias) y una Kriya (dieta alimentaria con ayuno, comida de Kitcheri y limpieza de todo el sistema digestivo con agua y sal).

Laura Cuesta – Entrenar en cuarentena todo lo que no entrené en 2019

Uno de mis propósitos cuando empezó el año era sacar tiempo para entrenar y tomármelo más en serio… ¡Cuidado con lo que pides! Parece que los astros se han alineado y ahora no tengo excusa. Así que como lo de ir a Decathlon a comprar material lo fui dejando y dejando, mi pobre perra ha tenido que prestarse de forma «voluntaria». Como si no tuviera suficiente con que en casa nos peleemos por sacarla a pasear…

Laura Cuesta

Marina López

Marina López – Releerme la saga de Harry Potter. Por quinta vez

Sí, como lo leéis. Ahora que el Giratiempo se nos quedaría grande, he decidido dejar el rencor a un lado (porque mi carta de admisión en Hogwarts sigue sin llegar) y volver a leerme los libros de Harry Potter. Lo bueno es que a lo largo de estos 26 años me ha dado tiempo a recopilar mucho merchandising, así que me siento una más. Lo malo, que estoy rememorando lo poco fieles que son algunas películas al libro.

Marta de Castro – Libros, yoga y Kinder Bueno

La cuarentena ha traído la búsqueda del confort inmediato vía Kinder Bueno (no me escondo, señoras y señores), pero también a través del buen Netflix. El comienzo del confinamiento me pilló terminando Narcos México, altamente recomendable, y leyendo La ciudad de la lluvia de Alfonso del Río, en ello sigo. En paralelo he vuelto a opciones ya conocidas como releer la novela gráfica Seconds (donde Katie, una chef poco conforme con su vida, encuentra una manera de poder echar el tiempo atrás y hacer las cosas de otra manera), hacer dibujos sin altura artística o fundir las cuentas de Instagram sobre Curly Girl Method y asanas de yoga.

Marta de Castro

Patricia Muñoz

Patricia Muñoz – Ilustrar mi confinamiento

Una semana antes de que decretasen la cuarentena me surgió la terrible necesidad de comprarme un iPad Pro. No sabia si era un capricho o de verdad lo necesitaba, pero ahora ya me ha quedado claro que por capitalista que parezca Apple y Procreate me está dando la vida.

Sarbjit Singh – El arte de lo interactivo con Annapurna

En estos momentos de incertidumbre estoy repasando todas las obras que ha distribuido la compañía de videojuegos Annapurna Interactive, desde Journey hasta Outer Wilds resaltando uno de mis walking simulator favoritos, What remains of Edith Finch: una aventura que nos pone en la piel de Edith Finch para descubrir por qué somos el último de la familia con vida. Nada como el fin del mundo para hacer una retrospectiva sobre nosotros mismos y nuestro árbol genealógico.

Sarbjit Singh

Virginia Sánchez

Virginia Sánchez – Acabar con las montañas de libros leídos a medias

¿Veis esa montañita de libros? Pues sí, empecé todos a la vez y están sin terminar. Nunca he podido esperar a acabar una historia para comenzar la siguiente, y acabo acumulándolas en mi estantería. Pero eso se acabó, mi objetivo de la cuarentena es rematar todos y si es cerca de una ventana para sentirme un poco más libre, ¡mejor!

P.D. La operación bikini está llamando a la puerta, pero creo que haré espera.